martes, 30 de julio de 2013

El pensamiento y la locura

Llega un momento en el que el pensamiento empieza a rozar la locura.. cuando en tu vida se empiezan a sumar hechos que nunca habías pensado pasar, y quizás en vez de tratar de asumir esos, los más importantes, nos ceñimos a otros y empezamos a rayar la locura, lo agotador, y lo agoviante.

Hechos que quizás no entiendes y que tratar de entenderlos sólo provoca en ti un malestar dificilmente aceptable. Es una línea cronológica tan pequeña en estos 25 años, y sin embargo, te quedas parada ahí tratando de aceptar algo simple, y sin entender porque ha pasado así o si quizás te engañaron. O simplemente has sido la misma tonta que siempre en una línea temporal diferente y con diferente persona. Pero dificilmente puedes asumir o que no te duelan palabras tan simples cuando viviste o pensaste vivir otros hechos o te hicieron ver otras cosas que por arte de magia no eran nada de nada.

Envidio a la gente realista y quizás objetiva para la que las cosas son tan simples como "así es y ya está""y no hay que darles más vueltas".  Y tú te quedás con un alo de qué poca importancia tuve cuando pensaba que no era así, o se me hacía creer y sentir en aquel momento, por como te trataban.
Pero la vida es questá si, y para los que nos cuesta más asumir ciertas cosas pues hay que tirar para delante del mismo modo que para los que de un día para otro esto pasa de rojo a negro y no pasa nada. Cómo me gustaría aprender de ellos.

Pero mucho me temo que no debo ser del mismo planeta.... Y mira que me prometí la última vez que esto no me iba a volver a pasar, que necesitaba tiempo y que no quería pasarlo ni cercanamente un poquito mal o rayarme un poquito. Pero las cosas vienen como vienen y hay que esperar lo inesperado. Por si acaso me lo prometiré hoy para la próxima.

Cuanto tiempo sin escribir, y como necesitaba sacar todo esto...
Me vendrá bien partir a otras tierras en 36 días. A mi, y al que agoto y abrumo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada